Conoce por qué “crujen” los huesos

los huesos

¿Te has preguntado alguna vez, por qué en ocasiones te suenan los huesos de las rodillas, la espalda, el cuello, o los hombros,  cuando caminas, cuando te paras de la silla, la cama, o cuando en ocasiones giras la cabeza o subes los brazos?.

¡Pues bien! Justamente ese ‘crujir’ de los huesos que en ocasiones puede resultar molesto, se produce por las burbujas de aire en el fluido sinovial, que es el líquido que rodea y lubrica nuestras articulaciones.

Cuando este líquido lubrica solo por partes, es porque los ligamentos frecuentemente se aprietan o tensan, y esto hace que el líquido pase de una zona a otra, por eso en ocasiones te truena la muñeca, el codo o la mano.

tronar los dedos

Según la Arthritis Foundation National Office, estos ruidos, aunque a veces nos asusten, son inofensivos, es por ello que recomiendan:

1.- No tronar los dedos para “relajarlos”.

2.- Evitar tronar la espalda o cuello intencionalmente.

3.- Identificar si el chasquido es doloroso o impide hacer alguna actividad.

4.- Revisar la zona del dolor si se sufre algún accidente.

5.- Acudir con el especialista (traumatólogo) si la situación empeora.

El cuello y los dispositivos electrónicos

Una de las posturas incorrectas más frecuentes que se toma y que comprometen las articulaciones y los huesos del cuello (Las cervicales), es la que se adopta cuando utilizamos el teléfono móvil, tablets y laptops.

Por esta razón se debe evitar pasar tiempo prolongado en esta posición y durante la noche utiliza una almohada ortopédica, para darle el descanso adecuado.

dolor del cuello

Los médicos indican que si el “chasquido” o “crujir” de los huesos se acompaña de inflamación y dolor que impida el movimiento, se tratará entonces de un problema mecánico o se podría pensar en cartílagos desgastados, esto es más probable en edad avanzada.

DesdeLaPlaza.com/Salud 180/Rubén Scorche