Sigue estos consejos para que las malas noticias no te afecten demasiado

malas noticias

Basta abrir cualquier red social para enterarnos de todo tipo de malas noticias, la mayoría acompañadas por fotos y videos, que suceden en el país o en el mundo. A algunos les afecta más que a otros, pero ¿qué pasa cuando estas te perjudican demasiado?

Un estudio conjunto de la Universidad Vandervilt de Estados Unidos y la Universidad McGill de Canadá, en el que pedían a los participantes que eligieran el tipo de noticias que querían recibir, concluyó que en la mayoría de los casos las personas se inclinan por las que son de carácter negativo.

Según los científicos, esto se debe a una cuestión de supervivencia. Nuestro sistema prefiere los estímulos negativos porque son los que nos alertan de posibles peligros, pero esto también significa que nuestras percepciones suelen estar más influenciadas por las malas que por las buenas noticias.

Efecto de las malas noticias

El consumo de noticias negativas nos afectan de distintas formas, según varios estudios científicos. El efecto se conoce entre los médicos como ‘traumatización vicaria’, o ‘estrés traumático secundario’.

Las malas noticias nos hacen sentir miedo, ansiedad y sensación de vulnerabilidad e impotencia. Estas nos condicionan a ver las cosas más negativamente, y a perder motivación para cumplir con nuestros planes. Además, nos hacen más insensibles mientras refuerzan el temor de que algo malo pueda sucederle a nuestros familiares o amigos.

Cómo hacer para que no afecten tu estado de ánimo

Lo primero que debes hacer es reconocer que las malas noticias en los medios realmente están ocurriendo, pero que no está en nuestras manos hacer nada por ellas, a menos que puedas contribuir con donaciones, ofrecer ayuda a las víctimas o compartir información para capturar a los responsables.

También puedes buscar la manera de empoderarte para sentirte menos frágil. Toma clases de defensa personal, artes marciales, uso de armas de fuego, etc. Investiga todo lo que necesites sobre medidas de seguridad o cómo actuar en caso de un tiroteo. Sentirte preparado para enfrentar cualquier eventualidad reducirá un poco tu miedo y paranoia.

Técnicas para animarte después de leer una mala noticia

1. Escuchar música que te anime y te guste. 


2. Leer libros motivacionales o biografías de personajes cuyas historias de ejemplo te inspiren. 


3. Admirar el arte en sus múltiples formas. Visita un museo, contempla la naturaleza, ve a una función de teatro, etc.


4. Rodéate de personas optimistas y evita a las que les encanta estar hablando todo el tiempo de las noticias o cosas malas que le pasan a sus conocidos.

Es necesario que sepas que no es recomendable que cierres los ojos ante la realidad, pero puedes alimentarte de buenas noticias para compensar.

DesdeLaPlaza.com/Veintitantos/KM