Desde La plaza » PODER » Acontecimientos » Venezuela rechaza por “ilegal” una petición de la CIDH para visitar el país

Venezuela rechaza por “ilegal” una petición de la CIDH para visitar el país

El Gobierno de Venezuela rechazó este martes por “ilegal e inmoral” una petición formal de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) para visitar ese país y documentar su situación de derechos humanos.

En una audiencia sobre Venezuela en la CIDH, el representante del gobierno venezolano para derechos humanos, Germán Saltrón, reveló que ese organismo solicitó formalmente hacer una visita al país en una carta enviada a finales de enero.

La misiva, firmada por el secretario ejecutivo de la CIDH, Emilio Álvarez Icaza, y dirigida a la canciller venezolana, Delcy Rodríguez, planteaba de nuevo la posibilidad de que el pleno de la Comisión visitara Venezuela, algo que  se ha negado reiteradamente desde hace más de una década.

Icaza recordaba en su carta que, si el gobierno venezolano accedía a la visita, se eliminaría al país del Capítulo 4 del informe anual de la CIDH, conocido como la “lista negra” de países del continente que no avanzan lo suficiente en derechos humanos, y en el que Venezuela aparece cada año desde 2005.

“El gobierno legítimo de Venezuela, comprometido en la defensa de los derechos humanos (…) rechaza por ilegal e inmoral el canje que se le propone”, dijo Saltrón durante la audiencia.

Aseguró que Venezuela no está “de acuerdo con el Capítulo 4″, que crea “categorías al incluir o excluir arbitrariamente a determinados países” como los que menos cumplen con los derechos humanos.

“Esta propuesta suma a las anteriores extralimitaciones por parte de la Comisión, y a la de suponer que la materia de derechos humanos está sujeta a negociación”, agregó.

Icaza rechazó el argumento de Venezuela de que la propuesta de la CIDH sobre una visita al país “atenta contra su soberanía” y consideró que, al contrario, “la labor de monitoreo” que hacen organismos como la Comisión “fortalece esa soberanía” porque es el Estado quien se somete voluntariamente a ello.

DesdeLaPlaza.com/Globovisión/AMH