Desde La plaza » RAÍZ » El Fútbol Popular, ventana de un nuevo modelo de fútbol

El Fútbol Popular, ventana de un nuevo modelo de fútbol

En los últimos días gracias a una experiencia de unidad de las hinchadas venezolanas del fútbol denominada Barra Libertador de América se han abierto las persianas de un nuevo paisaje en el fútbol. Resulta que va más allá de los 90 minutos y adicionales, no solo es lo que en su mayoría de venezolanos ven por Tv, y esta es una afirmación certera pues nuestros estadios no llegan al 10% de sus capacidades jornada tras jornada salvo contadas excepciones. Para quienes no viven de este deporte, quienes no asisten a la cancha, quienes no respiran el aroma de la grama, quienes no lo estudian, quienes se apasionan por colores extranjeros la respuesta a la realidad del fútbol nacional es la falta de inversión, falta de apoyo, la mala paga a jugadores y quizás otro montón de apreciaciones que desconocemos por la falta de estudios serios en la materia.
La Barra de la Vinotinto, la Libertador de América que nació en medio de un crítico momento, donde los resultados no aparecían, donde el aliento era necesario para expulsar el agua de los pulmones, nos enseña en medio de criticas y elogios a su repentina aparición el concepto de El Fútbol Popular, dicen pues, según enseña Javier Gómez Vallecillo (2015), en Futbol y Filosofia que un club de fútbol popular es aquel club “…con gobierno asambleario y un sistema de valores y principios éticos, que aspirando a la participación en  competición ideal y criterios de interacción comunitaria, es gestionado con la diligencia informada” es un club para la comunidad, la alegría y por supuesto para el resultado aunque no es su mayor premisa, un ejemplo vanguardia el FC United of Manchester,
El Fútbol Popular, un fútbol de los aficionados para sus ciudadanos, en conexión directa con su comunidad, cuyo principal interés no es sino la propia vinculación social del club, las personas que lo integran y la comunidad a la que se debe y va destinado.
Considera esta tesis en el 4to aparte de su manifiesto de Murcia luego del encuentro de clubes populares en 2015, que los asociados a un Club de Fútbol, identificados como la afición, son sujetos activos de esta práctica deportiva, agentes sociales deportivos, con plena legitimidad participativa como interlocutor válido del Club y la sociedad, a quien reconoce su derecho de libre asociación y plena participación, es la afición el activo humano más importante de un Club, al entender que la afición es el alma mater de esta práctica deportiva, sin cuya presencia, apoyo, ánimo, entusiasmos y defensa de los rasgos distintivos de su Club, su escudo y sus colores, sería imposible la existencia del mismo.
En esta nueva etapa de la vida republicana esto debe ser entendido de modo amplio y aplicado en las leyes del poder popular, en la participación protagónica como máxima expresión de la democracia y la constitucionalidad, ¡empezar a transferir los clubes de fútbol y sus competencias a las comunidades y ejes territoriales a los que pertenece un deber de aquellos gobiernos que hoy se acreditan la titularidad de los mismos! ¡Así, solo así tendremos estadios llenos y pasiones desatadas por los colores que el carnaval del fútbol despliegue!
Viva la Libertador de América.
Solo unido seremos mundialistas.
@ToroBelisario (Reflexiones de Madrugada)
#BarraLibertadorDeAmerica