Desde La plaza » POP » Tecnología » Diseñar software y no morir en el intento

Diseñar software y no morir en el intento

Diseñar, hacer un plan -detallado- para la ejecución de una idea. Es común observar en los grupos de desarrollo, principalmente en aquellos mal llamados -funcionales- que a mayor detalle, el plan sera más fuerte, pero realmente no hay garantía de ello en el diseño de piezas de software. Principalmente, porque las grandes ideas son las que requieren un excelente diseño, las grandes ideas suelen ser innovadores y abundantes en creatividad, por ello, detallar un elemento con estas características, suele ser complejo porque su diseño también pasa por un plan detallado.

Leer también:  Instagram y PostgreSQL, una pareja perfecta

¿Diseñar es una actividad netamente estética?

Un error común es asumir que todo lo que esta orientado y relacionado a la actividad de diseñar, esta vinculado únicamente con la estética de los elementos, el diseño gráfico, materiales y digital son ramas de esta actividad que trabajan el color, forma y textura de los objetos.

Diseñar es equivalente a funcionabilidad, usabilidad, estética, sí y solo sí, el resultado es práctico.

¿Que puede hacer la pieza de software?

Durante el ejercicio de diseñar un software, hay que verificar cuales son todas las funciones que esta proveerá, establecer -a su medida- cada uno de los posibles escenarios y por ultimo, establecer las relaciones entre lo que se ofrece y la respuesta de cada impulso, es decir, que funcione tal como estaba especificado.

¿Como usar la pieza de software?

Fase fundamental durante el diseño, determinar la usabilidad y garantizar que los usuarios potenciales pueden disfrutar de cada funcionalidad para cumplir los objetivos que se propongan de la manera más intuitiva, sin necesidad de ser dirigidos a un manual interminable de instrucciones.

La usabilidad no tiene un método hipotético deductivo que determine el éxito, pero si existen patrones que emergen durante el tiempo, principalmente se debe trabajar bajo la premisa -es más fácil recordar que memorizar- por ello, se observa que todos los software que están dedicados a ofrecer un servicio en particular, cada una de ellas se parece, pero no es casualidad es netamente intencional.

¿El software debe ser atractivo?

Si, debe ser visualmente atractivo y agradable a los usuarios. Para ello, se debe plantear como la estética apoya y empuja la usabilidad de la aplicación mediante la interacción -ofrecer respuesta a las peticiones del usuario- y navegación -conseguir el resultado esperado por el usuario de manera intuitiva- de la misma.

La evolución de la tecnología genera nuevas maneras de interactuar con la realidad. Cambia radicalmente el comportamiento humano, elimina el tiempo de toma de decisiones, procesamiento de datos y manejo de la información. Por lo tanto, el valor que posee el diseño de una pieza de software es gigante, compleja y multidisciplinaria. Satisfacer deseos y necesidades, de manera simple, valiosa y placentera es el reto, pero no es por suerte es la intención del desarrollo que sea así.

 

DesdeLaPlaza.com / José Manuel España Figueroa