Desde La plaza » PODER » Asia » Robótica: Japón hace un robot que bromea y analiza reacciones

Robótica: Japón hace un robot que bromea y analiza reacciones

Robot Emiew en una oficina

La robótica tiene un nuevo miembro: Emiew, un pequeño robot rojo y blanco de 80 centímetros, con ruedas en los pies, y ojos negros. Sus creadores, ingenieros de la empresa Hitachi, le enseñaron una serie de palabras que le permiten analizar la pregunta que se le hace antes de responder.

En una demostración robótica hecha este martes en Tokio uno de los ingenieros responsables le preguntó al autómata cuántas personas trabajan en el centro de investigación. El pequeño bromista le responde: “tenemos dos cisnes”. Su interlocutor se queda por supuesto perplejo ante su respuesta, al igual que la gente presente. Entonces Emiew retoma la palabra: ¿Entendiste? Era una broma. Hay alrededor de 800 personas”. Sin duda, un paso más de la ingeniería robótica hacia el perfeccionamiento de piezas, cada vez más cercanas al ser humano.

Hisashi Ikeda, un ingeniero de Hitachi, admite que el sentido del humor del pequeño robot que está permanentemente conectado a internet no es el mejor, pero “lo más importante es su capacidad para entender, cosa que logra de una por medio de un proceso nada sencillo” afirma el experto en robótica.

Según Hisashi, el pequeño robot no se limita a escuchar y a responder por reconocimiento y síntesis vocales, sino que busca y logra analizar las reacciones de sus interlocutores, como por ejemplo los movimientos de la cabeza o del cuerpo, lo que le da la información necesaria para lograr una respuesta acorde.

“La tecnología robótica  actual hace posible que un robot entienda lo que un ser humano quiere decir, incluso sólo con gestos”, explica Hisashi. Emiew cuyo nombre es el resultado de la sigla “excellent mobility and interactive existence as workmate” (compañero de trabajo de excelente movilidad e interactividad) puede ser utilizado como mascota de compañía pero también podría cumplir las funciones de un recepcionista, indica la compañía de tecnología robótica  japonesa.

El pequeño robot tiene sensores que le permiten evadir obstáculos y es capaz de moverse a una velocidad de 6 kilómetros por hora, al igual que ASIMO, otro pequeño robot creado por la japonesa Honda para ayudar a personas que tengan problemas de movilidad, entre otras cosas.

Desde la Plaza/ Semana/ AMH

Etiquetas