Desde La plaza » PODER » Acontecimientos global » Sequía en América Latina: ¿El agua un recurso en peligro de extinción?

Sequía en América Latina: ¿El agua un recurso en peligro de extinción?

El agua dulce es el recurso más importante para la humanidad. Esa es una máxima que todos deben tener en cuenta en tiempos en los que el consumo de este líquido esencial aumenta (para 2030 será cerca de 40% mayor). Por eso, hay que reflexionar cada día en su uso razonable y evitar su derroche.

Según el portal de la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (Unesco) el agua dulce  es “un bien transversal a todas las actividades sociales, económicas y ambientales. Es una condición para toda la vida en nuestro planeta, un factor propicio o limitante para cualquier desarrollo social y tecnológico, además de una posible fuente de bienestar o miseria, cooperación o conflicto” por ello la crisis que genera su carencia no tiene color político, pues todos necesitamos este líquido esencial para vivir.

En ese sentido, las sequías que se generan como consecuencia a daños ambientales provocados por el hombre o que se deben a procesos naturales son situaciones que deben alertar a todos. Un prolongado tiempo sin lluvias trae dificultades en el acceso al vital líquido en todo el mundo y la única manera de afrontar esta situación aciaga es con conciencia de uso del recurso: cada gota cuenta.

Leer más: Fenómeno El Niño será el más grande y poderoso de la historia (+Infografía)

El cuerpo humano esta compuesto de agua entre un 65 y un 75% dependiendo de las características individuales de cada uno, en el día a día es prioridad  consumirla para  el buen funcionamiento del organismo, además de que nos permite  realizar las actividades cotidianas básicas.

Según las cifras de la UNESCO en su informe del año pasado “Agua para un mundo sostenible” se estima que para el año 2030 el mundo tendrá que enfrentarse a un déficit mundial del 40% de agua.  Más de 1200 millones de personas viven en áreas donde   ésta  escasea, debido a la pobreza, presiones económicas y ambientales.

Del mismo modo, según estadísticas del Foro Económico Mundial, un 71% de la población, padecen la escasez del agua regularmente alrededor del mundo.

Son muchas las naciones que sufren por no contar con agua potable, ni en las cantidades ni en las condiciones necesarias.

En América Latina el fenómeno El Niño ha generado una intensa sequía que perjudica el bienestar de diversos países de la región, entre los que se encuentra Venezuela.

Los principales casos:

El Caso mexicano

México
Escasez de agua en México se agudizará este año

Según el diario El Informador de México, 90 millones de mexicanos sufren de carencia severa de agua potable. Esto se debe a diversas razones, entre las que se encuentran la disminución de los niveles en lagos y aguas subterráneas.

Sobre todo en áreas con alta densidad de población se estima que  la escasez se agudice  este año: “las víctimas directas del consumo excesivo de los recursos hídricos son los propios usuarios que sufren cada vez más de escasez de agua durante las sequías, resultando la reducción de las cosechas y la pérdida de ingresos para los agricultores, lo que amenaza los modos de vida de comunidades enteras”, recalcan en un estudio publicado en dicho diario.

El Caso colombiano

Colombia
La sequía en Colombia ha sido considerada la peor de las últimas dos décadas

En Colombia desde el año pasado, han sufrido una intensa sequía, la cual ha sido denominada como la peor en casi dos décadas, pues ha causado gran desabastecimiento de agua potable en todas las regiones de la nación vecina.

En días recientes esta problemática generó desplazamientos masivos y un gran impacto en la agricultura, ya que los trabajadores del campo se han visto altamente perjudicados por los efectos del fenómeno natural El niño.

En el portal del Instituto de Hidrología, Meteorología y Estudios Ambientales de Colombia  (IDEAM) advierten sobre los efectos de este fenómeno natural, a través de una campaña para concientizar sobre  el uso apropiado del agua potable denominada “Todos contra el Derroche”.

La sequia por la que atraviesa la región, según alerta el IDEAM, tiende a agudizarse este año.

También en  Panamá

Panamá
Panamá decretó estado de emergencia debido a la sequía

Otro país de América Latina afectado seriamente por el déficit de los recursos hídricos es Panamá, donde hace pocos días se decretó el estado de emergencia debido a la sequía que afecta a la mitad sur de la nación como consecuencia  del fenómeno natural  El niño.

Una de las medidas que tomaron las autoridades para luchar contra la sequía, fue el desagüe de un embalse artificial de 1.5 millones de metros cúbicos para salvar a un millar de reses.

Venezuela y la sequía

Venezuela
Embalse El Guri

Por su parte en Venezuela, el recientemente nombrado ministro para el Ecosocialismo y Aguas, Ernesto Paiva, alertó  sobre la importancia del uso adecuado del agua, pues el caudal de diversos embalses ha disminuido notablemente debido a la sequía que padece el país desde hace un año.

Los planes especiales de distribución de agua potable, así como distintas campañas que buscan concientizar sobre el uso de estos recursos se han venido realizando  constantemente, ya que según los especialistas nacionales el fenómeno El niño ha perjudicado gravemente las reservas   del vital liquido.

Y ¿Qué es el fenómeno El Niño?

Según la página web del Instituto Nacional de Meteorología e Hidrología (INAMEH) este fenómeno consiste en un evento oceánico que provoca el calentamiento inusual de las aguas superficiales del Pacífico Ecuatorial: “cuando esto ocurre, generalmente se produce un cambio en el patrón normal de la circulación atmosférica en la región. Lo que trae como consecuencia alteraciones en el sistema climático global” puede leerse en dicho  portal.

Venezuela, al igual que el resto de regiones del mundo que se ven afectados por este evento experimentó  cambios en el régimen de precipitaciones y temperaturas, lo que trajo consigo un gran déficit de lluvias e incremento de la temperatura desde el año pasado.

Hace días, el representante para la ONU, John Ging afirmó que este fenómeno es “una amenaza que atenta contra millones de personas por su alto efecto invernadero. Explicó que la sequía y las condiciones climáticas a las que tienen que hacer frente los habitantes de dichas regiones, está provocando marginación y pobreza extrema”.

De igual modo, Ging expresó que otros países de América Latina, gravemente afectados por este fenómeno natural son El Salvador, Nicaragua y Honduras.

Por ahora, parece pertinente concentrarnos en hacer un uso responsable de los recursos hídricos, de modo de prolongarlos y con ellos nuestra propia vida.

DesdeLaPlaza.com