Desde La plaza » POP » ¿Cuándo debes llevar a tu mascota al veterinario?

¿Cuándo debes llevar a tu mascota al veterinario?

Si por casualidad llegas a ver a tu perro o gato haciendo presión en su cabeza con la pared no debes tomarlo como una gracia o un acto de rebeldía, al contrario es un asunto más complejo que te indica que debes llevar a tu mascota al veterinario.

Este comportamiento generalmente indica un daño en el sistema nervioso, que puede ser resultado de una serie de causas, incluyendo una enfermedad del prosencéfalo (en el cerebro) o un envenenamiento tóxico.

Síntomas

Que los perros o gatos se hagan presión en la cabeza es sólo una de las señales de la enfermedad del prosencéfalo.

Los síntomas pueden presentarse en forma de heridas en las patas como resultado de los movimientos compulsivos o heridas en la cara o cabeza por la presión constante del cráneo contra superficies duras durante un tiempo prolongado. Si tu gato o perro es inquieto esto podría ser un síntoma.

Otras razones posibles para que los animales sientan la necesidad de hacer presión en su cabeza pueden ser desórdenes metabólicos, un tumor primario o secundario (tumor localizado en el cerebro o en otro lugar del cuerpo), una infección del sistema nervioso (como rabia u hongos).

Diagnóstico

Al notar este comportamiento extraño en las mascotas, lo primero que debes hacer es llevar a tu mascota al veterinario de confianza y él se encargará del diagnóstico.

El primer procedimiento diagnóstico incluye un examen completo de la retina y otras estructuras del fondo del ojo, que pueden revelar procesos infecciosos o inflamatorios, así como irregularidades cerebrales.

También se pueden necesitar test de presión sanguínea y dos tipos de escáneres cerebrales: tomografía computarizada o imagen de resonancia magnética. El veterinario también puede realizar análisis de orina (que revelará problemas metabólicos) y pruebas para la concentración de plomo en la sangre.

El cuidado dependerá de los síntomas que aparezcan y del diagnóstico establecido por el veterinario. Algunos cuadros clínicos requieren hospitalización y tratamiento inmediato.

Por nada del mundo puedes automedicar a tu mascota sin antes recibir el diagnóstico, ya que estarías poniendo en riesgo su vida.

DesdeLaPlaza.com/Ecosofia/COM