Desde La plaza » Columnistas » Crónicas Hertzianas » AN-C-TV: ¡Que el CANAL vuelva A LA ASAMBLEA!

AN-C-TV: ¡Que el CANAL vuelva A LA ASAMBLEA!

ANTV: Creada por Nicolás Maduro cuando fue presidente de la Asamblea Nacional – La administración del Diputado Diosdado Cabello, como presidente de la Poder Legislativo, logró la exclusividad de esta televisora para la cobertura de los debates en el parlamento venezolano, y al entregar el canal a los trabajadores y trabajadoras del canal, se salvó la señal para el pueblo legislador – Con la reinstauración de la institucionalidad, lograda con el voto mayoritario de las y los venezolanos por la Asamblea Nacional Constituyente, se abre la oportunidad para que la televisora del parlamento vuelva a su lugar, repotenciada, y con un personal que resistió con lealtad a toda prueba, para que Venezuela siga con transparencia la agenda y debates del supra-poder de la República, en un escenario definitivamente distinto al de 2015

ANC tiene su canal

ANTV nace en la Quinta República, bajo el liderazgo del Presidente Hugo Chávez, siendo el primer canal venezolano especializado en un poder público. Fue el entonces presidente de la AN, diputado Nicolás Maduro, quien inauguró esta televisora, sumamente importante para la democracia participativa, donde las leyes no solo se construyen con los sectores del país, sino donde existe el deber de diputados y diputadas de rendir cuentas al pueblo.

El diputado Diosdado Cabello, presidente del parlamento, logra la exclusividad, para ANTV, de la cobertura de las sesiones (la plenaria) de la Asamblea Nacional, dejando al resto de los medios de difusión el derecho a seguir los debates desde la sala de prensa, y de entrevistar a las y los diputados, tanto en las conferencias con los periodistas, como en entrevistas individuales que los mismos consiguieran. Esta exclusividad dio sentido a la inversión que el Estado venezolano hacía en un canal especializado en un poder público, como ANTV, no solo porque transmitía de forma íntegra el debate en el parlamento venezolano, como lo hacen C-SPAN en Estados Unidos (que incluso usa los derechos de esta transmisión exclusiva como fuente de ingresos) TV Camara y TV Senado en Brasil, o RAI-Parlamento en Italia, sino porque dedicaba toda su transmisión a la labor interna de la Asamblea Nacional venezolana (sesiones) y a la labor externa (integración del poder popular, hoy poder comunal, al quehacer legislativo)

Tras 10 años de estabilidad, ANTV enfrenta un problema que pudo haber significado su desaparición: La derecha venezolana, contraria al Estado y a la Constitución de la República Bolivariana de Venezuela, y agrupada en la MUD (coalición opositora que enfrenta sus últimos días) gana, por abstención, la mayoría del parlamento, lo cual puso en peligro a las y los trabajadores de ANTV, quienes fueron amenazados públicamente por Henry Ramos Allup, de Acción Democrática, designado por esa mayoría circunstancial como presidente de la Asamblea Nacional.

Pero la amenaza trascendía a un representante de un partido de derecha que, expulsado del poder por el voto popular 16 años antes, volvía con sed de venganza. La necesidad de sacar a ANTV del aire, o cambiar toda su línea como canal, obedecía al plan imperialista de reinstauración del colonialismo capitalista en Latinoamérica, representado por el neoliberalismoEn concreto:

  • La demagogia de ‘la vieja Asamblea Nacional impedía el paso a los medios de comunicación social’, se cayó inmediatamente al instalarse esta oprobiosa directiva de Ramos Allup cuando, gracias a la difusión de los medios del Estado y de los medios comunitarios, se comenzó a ver lo que realmente planteaba la MUD en el parlamento, acción a la que la misma respondió como responde cualquier gobierno de derecha en el mundo cuando la verdad lo amenaza: Censurando, prohibiendo el acceso de la prensa no complaciente, no solo a la plenaria de la Asamblea Nacional, sino a todo el Palacio Federal Legislativo (incluso la sala de prensa que el diputado Cabello habilitó para todos los medios) y el edificio de Pajaritos, sede administrativa del Poder Legislativo.
  • El eliminar la exclusividad de la cobertura de la tarea parlamentaria a ANTV quitaba sentido a que el Estado siguiera invirtiendo en este canal, convirtiéndose en un ‘gasto público’ que debía eliminarse, sin importar sus trabajadoras o trabajadores.
  • Esto llevó al Diputado Diosdado Cabello, con toda la autoridad que le dio la presidencia del parlamento, a entregar la televisora a sus trabajadores, para que la administraran, constituyendo: ANTV, Señal del pueblo legislador, la cual se ha mantenido hasta hoy, garantizando los empleos de sus trabajadoras y trabajadores, y dando cobertura, sobretodo, a las iniciativas del Poder Popular, dentro de la línea de los Congresos de la Patria, establecidos por el presidente Nicolás Maduro como respuesta a la derrota sufrida en la Asamblea Nacional, y como ruta para lo que hoy ya es un hecho: La Asamblea Nacional Constituyente.

Electa la Asamblea Nacional Constituyente el pasado 30 de julio, con más de 8.089.300 votos, el presidente Nicolás Maduro ha señalado la importancia de que todas las sesiones de la Asamblea Nacional Constituyente (y las sesiones individuales de todas las Comisiones, añadimos) sean televisadas. Para lograr esto, es necesario que se dedique una señal televisiva, exclusivamente, a esta labor.

Nada en esta nueva señal debe quedar a la improvisación, al facilismo, o a la superficialidad: La nueva AN-C-TV debe tener programas de opinión y de debate, con materiales explicativos bien producidos, y con especialistas seleccionados por el equipo de producción de AN-C-TV, a través del estudio previo del desempeño laboral o profesional de los mismos (campesinos que conocen la siembra de su producto, expertos en agroindustria, legisladores populares, que en su comuna logran normativas, y abogados constitucionalistas). AN-C-TV debe contar con especialistas capaces de orientar a las y los venezolanos sobre el “por qué” y el “cómo” de la Constituyente, principalmente, sobre qué problemas nacionales busca resolver cada decisión, reforma, o legislación que la misma tome.

En cuanto a la cobertura formal de la Asamblea Nacional Constituyente, la nueva AN-C-TV no solo debe tener la exclusiva de las sesiones del parlamento (a la cual pueden unirse todos los canales que den cobertura a la misma, dentro de su programación informativa regular), sino también la prioridad en la cobertura de las sesiones de las distintas comisiones, principalmente las relacionadas con la verdad y la reparación de las víctimas de la violencia política, la economía (post-petrolera) la comunicación (delitos de odio, reestructuración de la comunicación) y la cultura (derechos culturales). El país debe seguir, minuto a minuto, incluyendo dentro de las redes sociales, todo debate que, dentro de los 9 objetivos de la Constituyente, sea de su interés.

Hay casos concretos, que agobian al pueblo venezolano, y además donde los lugares comunes han hecho mucho daño, donde la cobertura de todo el debate, y no de una parte, es vital: Por ejemplo, en el tema económico, garantizaría que la posición del Constituyente por el Sector Empresarial, Oscar Schemel, sobre los controles no fuera simplemente aplaudida  por empresarios que no comprenden los beneficios que los controles han significado, incluso para ellos (una fuga masiva de dólares, por parte del sector que por Ley tenía acceso prioritario a los dólares de todas y todos los venezolanos, hubiera dejado a pequeños y medianos empresarios e industriales, sin los escasos dólares a los que hoy tienen acceso), sino respondida por otros empresarios, industriales, o comuneros, contrarios a la cultura rentista, que entienden que la solución a los problemas es la alianza con el Estado para exportar, y así ganarse sus propios dólares para seguir produciendo, y no vivir de los dólares de PDVSA. Deben visibilizarse todas las aristas de la economía productiva (gracias a que la economía parasitaria, representada por Fedecámaras, Consecomercio, Conindustria, o Venamcham, no lanzó candidatos a la ANC) para que el pueblo venezolano entienda qué se pretende hacer, tanto en la Constitución como en las leyes, para resolver el problema económico, cuya síntesis la resumió, en debate con empresarios, el Constituyente, próximo candidato a la gobernación de Anzoátegui, Aristóbulo Isturiz

AN-C-TV debe tener cobertura nacional, no solo necesaria para las sesiones de la Asamblea Nacional Constituyente, sino urgente para que, hasta el último caserío de Venezuela, entienda lo complejo del trabajo que las y los Constituyentes tienen por delante, que pasa por establecer la arquitectura jurídica (comenzando por la propia Constitución, y siguiendo por los cambios legales) que acabe con la impunidad (política y de seguridad ciudadana) y desbloquee el cerco económico que impide que Venezuela tenga una economía sana, sin inflación, donde el dinero alcance, y se consiga de todo, a través de la producción nacional e importación sana, como nunca la tuvimos en más de 168 años de historia, con el fin del modelo rentista petrolero.

Recordemos que esta Constitución actualizada, surgida de la ANC, será sometida a referendo aprobatorio. Solo un pueblo informado decide correctamente… ¡Que ANTV vuelva a ser el Canal a la Asamblea!

Ennio Di Marcantonio

Ennio Di Marcantonio

Caracas, 38 años. Periodista, Licenciado en Comunicación Social, UCV, 2005. Trabajo de grado, '50 años de programación televisiva en Venezuela, estudio comparativo de la programación de la televisión venezolana'. Músico (escuela Pedro Nolasco Colón, 2000 - 2007). Productor, conductor y periodista del programa LA DESCARGA, transmitido por RNV Activa, más de 10 años llevando lo mejor del metal nacional e internacional, ahora los lunes y los jueves, de 10 a 12 de la medianoche. Columnista del Correo del Orinoco, sección 'La canalla mediática' (columna semanal sobre historia y actualidad de la televisión en Venezuela, premio Aníbal Nazoa, otorgado por el Movimiento Periodismo Necesario, 2014, premio Guillermo García Ponce, otorgado por el Consejo Legislativo del Municipio Bolivariano Libertador (Caracas, 2014). Columnista de la página web 'desdelaplaza.com' ('Crónicas Hertizianas' – Historia y aportes para la televisión en Venezuela)