Desde La plaza » VIDA » Embarazos que cambian vidas: #EmbarazoAdolescente

Embarazos que cambian vidas: #EmbarazoAdolescente

Cada 26 de septiembre se celebra el Día Mundial de Prevención del Embarazo No Planificado en Adolescentes.

La adolescencia es la etapa de muchos cambios en nuestros hijos, genera mucha polémica y la mayor consulta de los padres es cómo manejar el tema de la sexualidad con ellos. Esta etapa de la vida se inicia con los cambios biológicos y corporales, es el período peribuberal que puede ser desde los 10 a 13 años.

Desde los 14 años es la adolescencia propiamente dicha; cuando ha completado prácticamente su crecimiento y desarrollo somático. Psicológicamente es el período de máxima relación con sus pares, compartiendo valores propios y conflictos con sus padres. Para muchos, es la edad promedio de inicio de experiencia y actividad sexual; se sienten invulnerables y asumen conductas omnipotentes casi siempre generadoras de riesgo. Y por ser esta etapa la más vulnerable es donde empezamos a ver que en nuestros jóvenes pasan hacer padres a temprana edad.

Embarazo no deseado ni planificado

Siempre escuchamos o leemos que se habla de embarazo precoz, pero el término al que debemos referirnos es embarazo no deseado ni planificado. En algunos casos la adolescencia se ve interrumpida cuando la joven queda embarazada. Y es que, una de cada cinco mujeres en el mundo ya tiene un hijo antes de los 17 años y cada año se producen 16 millones de nacimientos de mamás adolescentes.

La mayoría de las adolescentes no planea embarazarse, pero muchas lo hacen. Los embarazos en la adolescencia tienen riesgos adicionales de salud tanto para la madre como para el bebé. Con frecuencia, las adolescentes no reciben cuidados prenatales a tiempo, lo que puede provocar problemas posteriores. Tienen mayor riesgo de hipertensión arterial y sus complicaciones. Los riesgos para el bebé incluyen partos prematuros y niños con poco peso al nacer.

Algunos cambian radicalmente sus proyectos de vidas pasando asumir grandes responsabilidades y asumir la crianza de un bebé. Si eres adolescente y estás embarazada, puedes ayudarte y ayudar a tu bebé: Debes acudir al médico durante el embarazo en forma regular. Evitar el cigarrillo, el alcohol y las drogas. Usar un condón, en caso de que continúes teniendo relaciones sexuales, para prevenir enfermedades de transmisión sexual.

Prevención vs Infecciones de Transmisión Sexual

No sólo el cuidado es a no quedar embarazada, es tener la información para cuando toque tomar la decisión de iniciarse en la actividad sexual, se haga con información a lo que les pueda pasar. Y las infecciones de transmisión sexual no se excluyen a esos riegos de iniciarse tan jóvenes y sin los cuidados a tener, las más comunes VPH, VIH, Sífilis y otras, uno de su principal contagio son con el acto sexual. No hay manera más segura que la abstinencia sexual, pero como sabemos que no se cumple el uso del condón o preservativos es de suma importancia tanto para el varón como para la hembra.

Hablar claro con nuestros hijos

Algo tan inocente como un enamoramiento con 12 años podría ser una buena oportunidad para hablar de lo que pasa cuando ese sentimiento no es correspondido y así construir la confianza necesaria sobre asuntos que tienen que ver con las relaciones sentimentales y la actividad sexual. De la importancia de un proyecto de vida en los jóvenes. Y de no ver el tema sexual con tabú y prejuicios. No hablar de sexo con los hijos es una verdadera negligencia que traerá consecuencias en la vida. Si son capaces de hablar de una forma espontánea, la experiencia será más cómoda para todos.

Escuchen también los pensamientos y dudas sus hijos, así tendrán una idea más precisa de lo que les preocupa. A veces ni un padre sabe la respuesta, y tiene que darse un tiempo para investigar o reflexionar y retomar el tema en otro momento. Buscar ayuda con un profesional en el área a tiempo. Y siempre tener presente que si le puede pasar a su hija o hijo ser padres antes de los 16 años.

DesdeLaPlaza.com/ Rina Morales Mera Tw: @rinamoralesmera